--

-- CASA MUSEO MANUEL DE FALLA

Visitar la Casa Museo Manuel de Falla es descubrir este pequeño carmen en la calle Antequeruela Alta donde Don Manuel de Falla compuso gran parte de su obra. Es adentrarte en su intimidad, en su día a día, en sus vivencias y preocupaciones e incluso también en sus hábitos; es hacer un viaje en el tiempo donde de un momento a otro anhelas que el maestro entre por alguna de las puertas para poder seguir disfrutando de su personalidad así como de su música.

La tranquilidad de la ciudad de la Alhambra y el movimiento intelectual granadino cautivaron al músico gaditano. Don Manuel de Falla le pide a Ángel Barrios que busque una casa para él y su hermana María del Carmen: "Desearíamos una con pequeño jardín y buenas vistas. Sitios: Alhambra, Generalife, Carrera del Darro, Albaicín o Vistillas".

El carmen del Ave María es lugar de trabajo y vivienda del músico, es de pequeñas proporciones pero con una gran fuerza evocadora. Su ascética sencillez, su claridad conceptual y su sencilla composición, establecen un paralelismo entre la personalidad del maestro y su carmen, donde la austeridad se acomoda y se hace cómplice con el valor urbanístico y arquitectónico. Cada pieza desempeña una función precisa.

Es pequeña, pintoresca y popular, cuya fachada está encalada, destacando el azul de sus ventanas, evocación del mar de Cádiz, el comedor donde tienen lugar las tertulias cubierto con un zócalo de esparto para aislarla de la humedad; y el balcón que descubre la sierra, la ciudad y La Vega, se corresponde con la habitación íntima en la que se encuentra el piano.

El patio de acceso comunica con dos entradas o puertas que permiten entrar en la vivienda. En la primera planta encontramos la cocina completamente equipada con dos fuegos y agua corriente; el zaguán que sirve de distribuidor; y el salón que fue lugar por excelencia de reunión de las grandes personalidades de la época. En la segunda planta vemos los dormitorios de los hermanos donde la personalidad de cada uno de ellos queda reflejada; la antesala y el estudio con el maravilloso piano pleyel y cuadros de Zuloaga y Picasso, y por último la biblioteca donde el visitante puede contemplar los dibujos que su amigo Hermenegildo Lanz realizó para volver a "habitar" la casa cuando el tiempo lo permitiera. Las habitaciones son de pequeñas dimensiones, justas para la vida del compositor y su hermana (dormitorios, biblioteca, antesala y sala).

El jardín fue lugar de encuentro de todos los artistas granadinos. De traza geométrica, los elementos naturales se distribuyen con sencillez y proporcionalidad, adaptándose a la arquitectura e inspirando la actividad creativa. Las escasas dimensiones del jardín se contraponen con la altura de los árboles que la integran, compuesto por cedros, laureles, magnolios y una yedra que cubre los muros. El jardín es aterrazado.

"Me siento en Granada como en el centro del mundo, como si Granada fuera un pequeño París".

Manuel de Falla.


HORARIO DE VISITAS

De octubre a mayo
De martes a sábados de 10 a 17 horas.
Domingos de 10 a 15 horas.

Junio y Septiembre
De martes a domingo de 9 a 14.30 horas.

Julio y Agosto
De martes a sábados de 9 a 14.30 horas. Cerrado lunes, domingo y festivos.

Precio por persona 3 €.
Estudiantes, pensionistas, jubilados y grupos (previa cita) 1 €.

La Casa Museo cierra los lunes y días festivos.


INFORMACIÓN DE CONTACTO

Correo electrónico
casamuseomanueldefalla@granada.org

Teléfono
649 055 947

Redes Sociales. Síguenos en...

Facebook - Instagram